Ser conocido y ser consumido; dos conceptos que se confunden entre sí, lo que provoca a veces que alguno de los dos pierda importancia a los ojos del empresario.

Ser conocido se refiere a Marketing, medios de Publicidad y por ser consumido nos referimos a que están comprando mi producto; Ventas.

Esta visión es muy simple pero veamos algunos puntos que diferencia Marketing de Ventas.

Marketing vs Ventas

Marketing

El Marketing se enfoca crear estrategias medibles para llegar a clientes potenciales y convencerlos de que tu producto o servicio es la mejor opción. Es el mensaje que prepara la perspectiva para la venta.

Abarca todo lo que tiene que ver con publicidad, relaciones públicas, medios de comunicación social, marketing relacional, marketing de marca, marketing viral y publicidad directa.

Algunas características que lo diferencia de las ventas

  • El marketing es de uno a muchos.
  • Enfoque del “por qué” de la empresa, y como puede cumplir con los deseos del cliente a través de sus productos y/o servicios.
  • Los resultados se miden a largo plazo.
  • El marketing permite llegar a los clientes y construir una relación de confianza y acercamiento.
  • Está dirigido, entre otras cosas, a crear y dar visibilidad a la identidad de marca para que sea fácilmente asociada con la satisfacción de una necesidad dentro de su mercado.

Ventas

Las ventas no son más que cerrar negocios, cobrar al cliente por tu producto o servicio. Una venta a menudo se realiza por una reunión de uno-a-uno, llamadas, o la creación de redes. En la mayoría de los casos el cliente o prospecto ha llegado al área de ventas a través de los esfuerzos de marketing.

Algunas características que la diferencia del Marketing

  • Las ventas son de uno a uno.
  • Su principal objetivo es cumplir con el volumen de ventas previsto.
  • Los resultados se miden a corto plazo.
  • Una venta se puede producir sin la influencia directa de algún esfuerzo de marketing.
  • Las ventas son la forma de satisfacer las necesidades del cliente, pues es en este punto que el mismo adquiere el producto o servicio que cubre su necesidad.

Ahora bien, es fácil decir:

“Un departamento de ventas bien establecido basta”.

“Con Medios de publicidad, no necesito de vendedores”.

Cada uno por sí mismo fortalece a tu empresa, pero prescindir de uno de ellos es como decir:

¿Si le hecho gasolina a mi coche, no necesitaré gastar en llantas?

Si alguno falla, lo sepas o no, el otro comienza a colapsar, si hay publicidad a montones, generas un buen potencial de ventas, pero si no  existe quién cierre el negocio, la facturación sería mucho menor al potencial generado. 

En otras palabras estarías derrochando la inversión en publicidad y podrías llegar al punto en el que no tuvieras recursos para continuar publicitándote. Por otra parte, tocar puertas o hacer llamadas en frío funciona, pero la cantidad de tiempo y esfuerzo requeridos para generar un volumen de prospectos viables no es compensada por las ganancias.

Entonces, le tienes que poner gasolina al coche y no puedes descuidar las llantas.

En la unión está la fuerza

Si sumas un buen volumen de publicidad correcta que trae compradores potenciales, con un equipo de ventas eficiente tendrías a tus vendedores saturados de prospectos, calificándolos, quedándose con los viables de cerrar, dando seguimiento y cerrando como locos, obtendrías:

Utilidades para tu empresa y Vendedores ganando comisiones, contentos con la empresa.

Es decir que, con un proceso de ventas establecido y optimizado, la labor de la publicidad rinde mayores frutos y a la inversa, cuando la publicidad está generando suficiente interés, se facilita la labor de ventas, aumentando la entrega de servicios y las ganancias.  

Si dejas de ver esto como ¿Marketing o Ventas? y lo ves como ¡Marketing y Ventas! estás jugando a ganar.

Ahora, el problema aquí está en crear sinergia entre los departamentos de Marketing y de Ventas. Muchas veces cada uno va por su lado provocando que se pierdan clientes potenciales en el camino.

Los desacuerdos que pudieran darse no solo afectan a los departamentos, en mayor medida las discordias afectan al cliente y por ende, a la empresa.

Por eso es importante crear una relación sólida entre ambos departamentos, y para eso, cada departamento debe:

  • Conocer y valorar el trabajo que realiza el otro.
  • Definir correctamente cada una de las labores que se van a ejecutar en el proceso de ventas en general (que incluye el marketing).
  • Mantener un flujo de información constante para que pueda ser enriquecida por ambos departamentos.

Todo esto tiene que derivar en que Marketing y Ventas transmita el mismo mensaje, un mensaje que va desde la imagen gráfica de la empresa, el lenguaje con el que envías un mail, e incluso la forma en la que los ejecutivos de ventas y anuncios publicitarios se dirigen a los clientes.

Nuestro CRM está pensado para que Marketing y Ventas caminen juntos de la mano, y mantengan esa sinergia requerida. Así podrás garantizar que todos los esfuerzos e inversiones en publicidad generen leads constantemente y los vendedores no paren de vender.

¿Ya te vas?

Antes me gustaría recordarte que puedes usar nuestro software CRM totalmente GRATIS sin poner datos bancarios o tarjetas de crédito.

Share This