Las estadísticas del sector comercial indican que reportes de trabajo entregados por representantes de ventas pueden no ser confiables alertando sobre falsedad o deslealtad a la firma.